sábado, 18 de julio de 2015

Un Núvol Blanc - Josep Carreras


Un novol Blanc:
Sencillamente se va la vida, y llega
como un ovillo que el viento desfila, y fina.
Y somos actores a veces,
espectadores a veces,
sencillamente, como si nada, la vida nos da y quita papel.

Serenamente cuando viene la ola, acaba,
y quizá en el dejarse vencer, empieza.
La playa enamorada
no sabe la espera larga
y abre los brazos, no fuera que, la ola le apeteciese quedarse hoy.

Así solo, me dejo que me dejes,
solo así, te dejo que ahora me dejes.
Yo tengo para ti un nido en mi árbol
y una nube blanca, colgada de alguna rama.
Muy blanco ...

A menudo es cuando el sol declina, lo miras.
El pesaroso sabe que si mengua, lo quieres.
Llegamos tarde a veces,
sin saber que a veces
el frágil arte de un gesto sencillo, podría decirte que ...

Así solo, me dejo que me dejes,
solo así, te dejo que ahora me dejes.
Yo tengo para ti un nido en mi árbol
y una nube blanca, colgada de alguna rama.
Muy blanco ...

2 comentarios:

Abuela Ciber dijo...

Cuanta suavidad
Que hermoso tener un nido y una nube, que grato poderse acunar en ellos.
Cariñosy buen domingo

Nieves dijo...

Te hace evadirte y volar lejos...